Skip to content Skip to sidebar Skip to footer

Cómo reducir el estrés y la ansiedad en nuevos swingers

La primera vez nunca se olvida. Esa es una frase cliché, pero sigue siendo muy cierta. Desafortunadamente, para muchos, su primera experiencia en el swinging es cualquier cosa menos un momento grato. De hecho, puede ser, en realidad, la peor experiencia de sus vidas por culpa de no saber cómo gestionar las emociones en el mundo swinger.

En swingers principiantes, los sentimientos de ansiedad, miedo y estrés pueden brotar en el interior. Estos sentimientos negativos pueden eclipsar por completo esa tan esperada primera vez. El swinging, o participar en cualquier actividad de la no monogamia consensuada puede ser una idea mental que puede llevar algún tiempo aceptarla y acostumbrarse a ella. La mayoría de las veces, los nuevos swingers están ansiosos pero no tienen idea de lo que realmente les espera. Preguntas, ansiedad y miedos empiezan a surgir en sus mentes.

Hay muchos miedos diferentes que pueden causar un problema técnico, o dos, al comienzo de su nuevo estilo de vida swinger, pero afortunadamente también hay muchas formas de contrarrestarlos. Así que, veamos cómo los nuevos swingers pueden reducir el estés y la ansiedad:

  • Comprender lo que genera ansiedad

La mayoría de las situaciones que generan ansiedad están solo en tu mente. Los hombres y las mujeres son susceptibles a ella y no es nada de lo que avergonzarse. Actuar frente a otras personas que no sean tu pareja, y más aún cuando no las conoces, puede hacerte pensar que no tienes un cuerpo adecuado. Esta ansiedad puede manifestarse en problemas físicos reales como disfunción eréctil o resequedad vaginal.

Otra preocupación que provoca ansiedad es el entorno swinger en sí. Por ejemplo, una situación común tienen que ver con las dudas que genera qué tipo de ropa llevar, para así crear la impresión correcta. Es clave saber gestionar las emociones, en especial, porque algunos también se sienten desafiados por preocupaciones relacionadas con la rivalidad o los celos: ¿Mi pareja se sentirá más atraída por alguien en la fiesta que no sea por mí? ¿Me quedaré sentado solo mientras mi pareja se divierte con otra persona? ¿Seré capaz de hacer frente a los celos?

Hay muchos más pensamientos y miedos que provocan ansiedad que son muy comunes y naturales de encontrar. No estás solo si te enfrentas a ellos y así te calmamos los nervios. Las comunidades swinger son lugares muy amigables y acogedores, así que relájate y descubre estos consejos y métodos para ayudar a calmar los nervios y disfrutar mejor de tu experiencia.

  • Superar los miedos y nuevos desafíos

Para prepararte, puede investigar para reducir las posibilidades de recibir una sorpresa desagradable. Hay muchos podcasts swingers e incluso libros que puedes leer. En la privacidad y comodidad de tu propio hogar, puedes prepararte a tu propio ritmo. Esto te ayudará a sentirte menos intimidado cuando asista a su encuentro inicial y saludos.

Una segunda forma de ayudarte a ti mismo es discutir en detalle las reglas a considerar antes de la primera experiencia swinger. En ella, debes dejar claro tus reglas y límites iniciales con tu pareja. Un ejemplo puede ser elegir ver solo durante la primera visita o solo jugar juntos. Tienes control total sobre lo que sucederá y lo que no sucederá durante tu experiencia. Puedes dar pasos muy pequeños para explorar el estilo de vida swinger mientras permaneces dentro de su zona de confort.

Un tercer consejo es unirte a su sitio swinger local para comenzar a conocer gente. Mirar los perfiles de posibles swingers puede ayudarte a sentirte más cómodo. Construir una conexión antes de asistir a eventos de la vida real hará que otros swingers se sientan como amigos online que te gustaría conocer en persona en lugar de simples extraños.

Temer por tu comodidad en una multitud también puede ser una preocupación. Las parejas pueden superar esto creando una forma de señales de comunicación secretas. Se pueden usar señales y palabras que solo ustedes dos conocen y entienden.

Otra preocupación común es la seguridad frente a las ETS. Para minimizar esta ansiedad, puedes insistir en que todos usen condones (lo cual es extremadamente común en el estilo de vida) y algunas fiestas requieren los resultados de pruebas recientes para la admisión. Una preocupación de seguridad diferente se refiere a ser tocado por alguien sin que lo pida. Esto es raro ya que el consentimiento es muy importante y se aplica mucho en el estilo de vida.

Obtener el consentimiento para tocar es un requisito extremadamente importante para jugar con otros. Sin su pleno consentimiento, nadie puede tocarlo de ninguna manera. La comunidad swinger se toma muy en serio la seguridad de sus miembros y fuertes seguidores de “no significa no”.

Muchos en la comunidad swinger están preocupados por su privacidad. Ten la seguridad de que la privacidad y la discreción son de suma importancia dentro de la comunidad. Estos son algunos consejos para proteger la privacidad en el mundo swinger y puedes esperar que los swingers que conozcas valoren mucho esa privacidad y discreción. Lo que pasa en una fiesta swinger, se queda en la fiesta swinger.

  • Cuidándonos unos a otros

Recuerden que son un equipo increíble y se cuidan entre todos. Utiliza esa comunicación sólida entre ustedes dos para ser sus mejores aliados. Ustedes son una pareja fuerte y se apoyan mutuamente. No es necesario que se apresuren a hacer nada de inmediato; tómenlo con calma hasta que ambos estén bien y listos. El estilo de vida swinger estará listo cuando tú lo estés.

Hacer swinging puede ser estresante con muchas ansiedades que superar, pero juntos pueden hacerlo. Esta es una comunidad abierta llena de muchas otras grandes parejas emocionadas por compartir sus aventuras.

5/5 - (1 voto)

Leave a Comment